Ruinas de Bobastro

Asentada sobre la meseta llamada Mesa de Villaverde se encuentran las Ruinas de Bobastro, en Ardales. Ciudad medieval durante los siglos IX y X en la que los mozárabes luchaban contra el emirato cordobés. Servía de refugio del Caudillo Omar ben Hafsun.

La visita a las Ruinas de Bobastro te sumerge en la historia de lo que se vivió allí en aquellos años con un recorrido por las edificaciones rupestre, casas y cuevas, así como otros edificios religiosos. Se pueden destacar la Iglesia rupestre Mozárabe de Bobastro.

Situada en interior del Triángulo Activo Gastroexperimenta, la zona más reconocida son las ruinas. Este yacimiento ocupa todo el entorno de la Mesa de Villaverde.

Ruinas de Bobastro

 

Además, en el Museo de Ardales se conservan materiales de este lugar de interés histórico y turístico. Acoge la posibilidad de realizar distintas rutas de senderismo por la zona.

Iglesia mozárabe rupestre de Bobastro

Omar Ben Hafsún se refugió en Bobastro a fines del siglo IX al rebelarse contra el emir de Córdoba. Su conversión al cristianismo en el 899 explica la construcción de esta iglesia. Única en ser excavada en la roca probablemente por tradición eremítica y realizada a fines del siglo IX o a primeros del siglo X.

Es la única iglesia mozárabe que se conoce de al-Ándalus. Fue destruida por Abderramán III, cuando, después de resistir como territorio independiente durante más de 50 años a los intentos cordobeses, fue conquistada el 19 de enero de 928.

Excavada en roca arenosa, es de planta basilical, con tres naves separadas por arcos de herradura, transepto y cabecera de tres ábsides, el central en arco de herradura y los laterales rectangulares.

Orientada al este, tiene una longitud aproximada de 16,50 m de largo por 10,30 m de ancho. En la zona se encuentran restos de otros edificios que pertenecieron a otros habitantes que se refugiaron allí.

Alójate en el Triángulo Activo Gastroexperimenta y descubre todas los rincones que nos ofrece.